Estados Unidos y naciones de la Unión Europea anuncian la expulsión de “bancos rusos seleccionados” de SWIFT

Economía

(CNN) — La Casa Blanca, junto con Francia, Alemania, Italia, el Reino Unido y Canadá, anunció el sábado por la noche que expulsaría a ciertos bancos rusos de SWIFT, la red de alta seguridad que conecta a miles de instituciones financieras de todo el mundo, comprometiéndose a «colectivamente asegurar que esta guerra sea un fracaso estratégico para (el presidente de Rusia Vladimir) Putin».

«Esto asegurará que estos bancos estén desconectados del sistema financiero internacional y perjudique su capacidad de operar globalmente», escribieron en un comunicado conjunto emitido por la Casa Blanca, y también prometieron «medidas restrictivas que evitarán que el Banco Central Ruso despliegue su reservas internacionales de manera que socaven el impacto de nuestras sanciones», y restringiendo la venta de «pasaportes dorados» que permiten a los oligarcas rusos evitar la peor parte de las sanciones ya impuestas.

Funcionarios estadounidenses y europeos también han discutido apuntar al Banco Central de Rusia con sanciones, según dos personas familiarizadas con las conversaciones, un paso sin precedentes para una economía del tamaño de Rusia.

No se han tomado decisiones finales, dijeron las personas, y la estructura de las sanciones en discusión sigue sin estar clara.

Pero los movimientos provocaron una escalada dramática de los intentos de Occidente de aislar y castigar a Putin, y parecieron unirse rápidamente en las últimas horas y días. En una conferencia de prensa el jueves, se le preguntó a Biden por qué había evitado sacar a Rusia de SWIFT o sancionar personalmente a Putin. Menos de 48 horas después, había hecho ambas cosas.

Apuntar al banco central golpearía el corazón de los esfuerzos de años de Putin para aislar su economía de las sanciones.

Rusia ha acumulado las cuartas mayores reservas de divisas del mundo con más de US$ 630.000 millones mientras se aleja de las tenencias de dólares estadounidenses. Ambos movimientos brindan un amortiguador de las sanciones de EE.UU., incluso cuando el amplio paquete aplicado esta semana ya ha creado una interrupción significativa en la economía rusa.

¿Más sanciones similares?

Si bien las discusiones sobre el banco central de Rusia se describieron como aún en sus primeras etapas, su consideración subraya la escala de la voluntad de aumentar significativamente las sanciones en Washington y Bruselas.Ingrese su correo electrónico para suscribirse al boletín informativo de cinco cosas de CNN.

Estados Unidos y sus aliados ya han impuesto sanciones importantes contra el sector financiero de Rusia, incluidas sanciones importantes contra los prestamistas más grandes de Rusia.

El sábado temprano, CNN informó que Biden consideraba expulsar a Rusia de SWIFT, pero aún no había tomado una decisión final. Expulsar por completo a Rusia de SWIFT, o la Sociedad para las Telecomunicaciones Financieras Interbancarias Mundiales, se había presentado como una «opción nuclear» financiera, y el presidente y sus asesores destacaron lo complicado que sería bloquearlo y señalaron que EE.UU. no podía actuar unilateralmente.

Estados Unidos y otras naciones también anunciaron el sábado el lanzamiento la próxima semana de un «grupo de trabajo transatlántico» para «garantizar la implementación efectiva de nuestras sanciones financieras al identificar y congelar los activos de las personas y empresas sancionadas que existen dentro de nuestras jurisdicciones».

Como parte del anuncio, también prometieron intensificar los esfuerzos para combatir la desinformación.

«Apoyamos al pueblo ucraniano en esta hora oscura. Incluso más allá de las medidas que anunciamos hoy, estamos preparados para tomar más medidas para hacer que Rusia rinda cuentas por su ataque a Ucrania».

Se desconocen los detalles de esta sanción

La declaración aún deja sin aclarar los detalles técnicos reales, y los prestamistas rusos específicos que serán cortados de SWIFT, con los funcionarios de EE.UU. y la UE aún en medio de los detalles finales de la acción.

Pero el compromiso de tomar medidas que hace solo unos días parecía estar fuera de la mesa debido a las objeciones europeas marca una escalada específica, pero sísmica, en respuesta a la invasión de Ucrania por parte de Rusia.

Pero desde la conferencia de prensa de Biden que anunció nuevas sanciones contra Rusia por su ataque no provocado, el gobierno parecía estar acercándose a esta posición a medida que otros aliados europeos comenzaron a brindarle su respaldo.

La administración ha discutido el asunto con la Reserva Federal, que tendría interés en cualquier decisión, según un funcionario.

La Casa Blanca se había enfrentado a llamados de Ucrania y de los legisladores estadounidenses en el Congreso para que Rusia fuera eliminada de SWIFT después de que Putin ordenara la invasión de Ucrania el jueves. El Reino Unido, Lituania, Estonia y Letonia estuvieron entre los primeros países en respaldar los llamados de Kyiv para aislar a Rusia de la red.

El sábado, Alemania, que había advertido anteriormente sobre el «gran impacto» en las empresas alemanas si se prohibiera a Rusia SWIFT, indicó su apoyo a las restricciones de alguna forma.

La ministra de Relaciones Exteriores de Alemania, Annalena Baerbock, y el ministro de Economía de Alemania, Robert Habeck, dijeron en un tuit conjunto que estaban «bajo una gran presión para evitar daños colaterales al desvincularse (Rusia) de SWIFT para que afecte a las personas adecuadas. Lo que necesitamos es un enfoque específico y funcional de SWIFT».

Más temprano ese día, Italia señaló que también apoyaría la adopción de medidas para expulsar a Rusia de SWIFT después de que el primer ministro Mario Draghi le dijera al presidente de Ucrania, Volodymyr Zelensky, que «Italia apoya plenamente la línea de la Unión Europea sobre las sanciones contra Rusia, incluidas las relativas a SWIFT, y seguir haciéndolo».

Los comentarios de Draghi fueron particularmente notables dada la exposición de la economía italiana a la energía.

Un funcionario de la administración dijo anteriormente que es probable que se impongan sanciones adicionales si cae Kyiv, la capital ucraniana sitiada. Este es el peligro en el accionar de Vladimir Putin 3:06

Un funcionario de la Casa Blanca le dijo a CNN que “como el presidente y los funcionarios de la administración han dejado en claro, estamos enfocados en coordinarnos con aliados y socios para imponer costos adicionales al presidente de Rusia, Vladimir Putin, por elegir la guerra”, pero se negó a comentar más.

Sacar a Rusia de SWIFT perjudicaría a Rusia pero también a las grandes economías de Europa y afectaría las exportaciones de energía al continente.

Dificultaría las transacciones financieras internacionales, lo que impactaría a las empresas rusas y sus clientes extranjeros, en particular los compradores de exportaciones de petróleo y gas denominadas en dólares estadounidenses.

Mientras tanto, Estados Unidos ha impuesto otras sanciones a Rusia, dirigidas a los sectores bancario, tecnológico y aeroespacial de Moscú. El viernes, EE.UU. anunció que impondría sanciones directamente a Putin y al ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergey Lavrov.

Charles Riley, Veronica Stracqualursi e Inke Kappeler de CNN contribuyeron con este informe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *